NOSOTROS

NOSOTROS

martes, 29 de diciembre de 2015

COMPAÑEROS DE ARMAS



Aún recuerdo
que fuiste mi bálsamo
que me ayudaste cuando estaba herido
que me levante estando a tu lado
Eso te lo debo
y por eso te quiero
y por eso tanto te he querido.

Con las piedras del camino
hicimos nuestro castillo,
luchamos codo con codo
y por eso tanto te he querido.

Vi en ti a mi compañero
a mi amigo.
pero ay cuánto me duele!
Ay, cuánto lo siento!
Ahora que lo pienso…

Fue la lucha, fue el dolor
quien nos unió.
Tú combatías y yo contigo.

Dónde está esa guerra
que nos unía, dónde está?
pues hace ya, que no somos cadena
hace, que sólo eslabones perdidos.

Hablamos de Amor
porque el corazón nos latía fuerte
porque la sangre manaba roja y brillante
pero solo compañeros de armas
hemos sido.