NOSOTROS

NOSOTROS

sábado, 26 de septiembre de 2015

Somerville, la cantautora que emigró para ser una Rock Star

Quizá por esos caprichos del mal llamado destino, la hermosa rubia de Michigan conoció a un chico alemán, se enamoraron y se fueron a vivir a Alemania, allá por 1990.





Allí empezó a dar conciertos por la zona de Wolfsburgo y Hannover entre otras localidades con una bnada formada alrededor de ella que además tocaba el piano. Sus canciones nacen a partir de un recuerdo, una vivencia personal que ella analiza, selecciona lo que quiere compartir y lo convierte en canción.




Procedente de una familia donde la música era piedra angular en sus raíces y cultura, aprendió solfeo con su abuela y terminó formándose en la escuela. Con una fuerte influencia en el jazz, su estilo compositivo y su forma de cantar, no se limitó a ese estilo, sino que aprendió y agregó otros como el soul, blues, pop y rock.

Tras varios conciertos en locales alemanes, empezó a considerar la necesidad de grabar una maqueta, ya que aumentaba la demanda de un soporte sonoro para satisfacer a los fans que iban en aumento y un buen número de mánagers la querían contratar, pero no tenía una grabación que otrecer, tan sólo, los conciertos en directo.

En una conversación con su banda, el bajista comentó que su hermano tenía un estudio de grabación donde podrían ir a trabajar las canciones y que sería el lugar idóneo para hacer la maqueta...

El hermano del bajista resultó ser Sasha Paeth, músico, compositor y productor alemán especializado en Heavy Metal. Sasha participó en discos como ''Holy Land'' de Angra, After Forever, Lucca Turilly, Aina, Avantasia, Epica, Rhapsody of Fire, Edguy o Shaaman, por citar unos cuantos.

S. Paeth se involucró en la grabación de la maqueta, le gustó la voz de Amanda y le preguntó si querría colaborar en un proyecto que tenía con André Matos (Angra) llamado Virgo y ahí comenzó la exitosa carrera musical que la llevó a ser imprescindible en el metal europeo.

En solitario tiene dos Ep's de los cuales quiero destacar ''Inner Whore'' una canción con tintes pop en las estrofas, pero un marcado acento roquero y bailable en el resto de la canción:

Amanda tiene la voz ''americana'', quiero decir: aunque tiene formación clásica, no es la típica cantante lírica, apenas usa esos recursos, pero sí sabe aprovechar las técnicas. Su ''timbre'', sus registros vocales llevan siempre un marcado acento bluesero, ella se siente más cómoda sacando de su garganta las típcas inflexiones inspiradas por los genios del ''blue note'' y deja ese regusto a soul clásico que tanto me gusta.


El productor la siguió llamando y nacieron proyectos donde ella se implicaba tanto en composición como en arreglos, diseño de conceptos para las portadas, como por ej. en Aina y poco después en unos principiantes Sahara Dust, donde además de componer y participar en las grabaciones, se hizo cargo del entrenamiento vocal de la cantante, Simone Simmons, la bella peliroja. Esta agrupación poco despues pasó a llamarse Epica y en todos los discos, está el sello de Amanda Somerville.

En una gira de Epica, Simmons se puso enferma y Amanda se encargó de todas las voces del repertorio y para mi gusto, quedó casi mejor que con la cantante original, pero esto es una apreciación muy particular mía, no pretendo polemizar, es cuestión de gustos solamente y ahí nadie puede ser objetivo, sólo digo que yo tengo debilidad por Amanda, nada más que eso.

Lo que ella misma define como su bola de nieve particular, siguió rodando y creciendo y Avantasia reclamaron sus servicios, quedando plasmados en el disco ''Scarecrow'' y desde entonces siempre que sus agendas lo permiten, comparten escenario.
Su aparición a partir del minuto 2:30 es mágica, ella sola inunda el escenario con esa cuidada cabellera de oro, movimientos elegantes, pasión y el contrapunto perfecto para Tobias S. por no hablar del feeling que transmite con su voz, esa particular voz, insisto, cargada de ecos ''negros''.

  ''la buena apariencia física favorece a la persona, pero no creo que eso lo sea todo en la vida. Desgraciadamente, para la industria musical, parece ser uno de los factores más importantes. ¡Y lo peor es que tapa el talento en muchas ocasiones!''
(Amanda Somerville)



Otra colaboración que llevó a cabo, fué con Michael Kiske, cantante original de los maravillosos reyes del power/speed metal Helloween, con el que ha grabado la continuación del exitoso primer disco entre ambos y ahora promocionan el segundo, más heavy, más elaborado que el anterior.

''mis canciones son muy emocionales, porque no creo en componer o interpretar algo que no siento''
(Amanda refiriéndose a su forma de trabajar)

Y llegados a este punto, quiero destacar su proyecto en solitario Trillium. Así se llama la formación compuesta por ex-miembros de bandas como Heaven's Gate y Avantasia, donde Amanda lleva todo el peso y la responsabilidad sobre su espalda, aunque no le falta experiencia ni buenos colaboradores como Jorn Lande o Sander Gorman.



El disco se llama ''Alloy'' y es la válvula de escape de todas las sensaciones que le han ido dejando los problemas que ha superado como cualquier otro ser humano.
Las letras principalmente hablan de los problemas que surjen entre las relaciones humanas. Desde la incomprensión hasta el olvido, la invasión de privacidad, la ansia de las personas por poseer todo de su pareja, almas posesivas y oscuridad de pensamientos.

Por eso, la portada del disco represnta a una Amanda inquietante, de aspecto gótico huyendo de esos fantasmas que la van convirtiendo en metal cada vez que la tocan.


''With the curtains drawn
(i hate to say it, but you know that i like it)
And the lights turned down
(once you say it, ain't no way to deny it)
My channel is on, but it don't matter once the urge is gone
Been out on a binge
Now you know that i've got to purge''





Amanda compone sus canciones al piano, lo que le permite tener otra visión de la música, otras armonías y luego la banda va ''vistiendo'' esas canciones con un look más heavy.

 ''Creo que hay varios subgéneros de Metal representados aquí, así como Rock. Elementos de Metal Melódico, Gótico, Doom... ¡Me gusta la diversidad! Aún así, este es el disco más unidireccional que he lanzado nunca, estilísticamente hablando.
(A. Somerville hablando sobre Alloy)

Amanda actualmente ha sido madre, lo cual la ha tenido apartada de los escenarios durante unos meses, pero pronto estarán los focos del escenario apuntando hacia ella.

Y para terminar, como he dicho en otras ocasiones: ''todos los buenos acaban juntándose'' y muestra de ello es una colaboración que hizo en un programa de radio poniendo coros a Anneke van Giersvergen (cantante original de The Gathering) en una versión en directo.

Me gusta todo lo que hace Amanda Somerville, pero especialmente ese trabajo de estar en segunda fila limitándose a hacer coros para cualquier artista que se lo pida. Es una garantía a la hora de armonizar voces y poner un extra de calidad sonora y elegancia.

Gracias por venirte a Europa, Amanda!




Mantengo humildes mis orejas.